Home Agenda 2011 8 de Marzo de 2011.MANIFIESTO

Menú principal

Asociaciones

Recursos

8 de Marzo de 2011.MANIFIESTO PDF Imprimir E-mail

MANIFIESTO DE LA CONFEDERACIÓN NACIONAL DE FEDERACIONES Y ASOCIACIONES DE FAMILIAS Y MUJERES DEL MEDIO RURAL (AFAMMER)

Día Internacional de la Mujer

 8 de Marzo de 2011

 

Hoy, 8 de marzo, celebramos el Día Internacional de la Mujer. Una fecha, sin duda, significativa para las mujeres en todo el mundo pero especialmente para los más de 23 millones de mujeres de España, que representan el 50,7% de la población de nuestro país y para los 5 millones de  mujeres que viven en el medio rural español.

 

Hace 29 años, en 1982, AFAMMER nacía con una idea clara: dar voz a las mujeres del medio rural español y hacer visibles las desigualdades a las que se enfrentaban día a día con el fin de avanzar en materia de igualdad. Desde entonces y hasta ahora, hemos dado grandes pasos hacia la consecución de la igualdad real de oportunidades no sólo para las mujeres rurales, sino para las mujeres en general. Pero aunque hemos recorrido parte del camino, todavía no hemos llegado a nuestra meta.

 

Hoy, 8 de marzo, tenemos que seguir hablando de desigualdad.

 

Las mujeres siguen poniendo rostro a la pobreza, continúan sufriendo una brecha salarial que se sitúa en torno al 20% y que alcanza hasta los 6.000 euros al año; discriminación a la hora de acceder al mercado laboral; la tasa de paro femenina, del 20,79% supera en un 1% a la masculina y aunque las mujeres se están viendo menos afectadas por el desempleo están menos protegidas porque en muchos casos trabajan en precario o sus cotizaciones y sus prestaciones por desempleo son menores debido, en gran parte, a la discriminación salarial.

 

Las mujeres continúan teniendo que elegir entre trabajar y ser madres porque la conciliación de la vida familiar, laboral y personal sigue siendo la gran asignatura pendiente.

 

El 49% de las mujeres que trabajan no tienen hijos, un 27% sólo tiene un hijo, el 20% tiene dos y sólo el 4% de las mujeres trabajadoras tiene tres o más hijos. El 85% de las trabajadoras renuncian a tener otro hijo y la diferencia entre el porcentaje de hombres y mujeres que abandonan sus empleos al convertirse en padres es de 30 puntos, en perjuicio de las mujeres.

 

Y en este día también tenemos que denunciar que las mujeres siguen muriendo a causa de la violencia de género. En lo que va de año, 13 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o ex parejas, 7 más que en la misma fecha del año anterior.

 

Por ello, desde la Confederación Nacional de Federaciones y Asociaciones de Familias y Mujeres del Medio Rural (AFAMMER), en un día como hoy queremos recordar que:

 

-        En España, la tasa de pobreza, con un 21%, es mayor en las mujeres que en los hombres y afecta sobre todo a mujeres mayores, en la mayor parte de los casos viudas con una mínima pensión.

 

-      Las mujeres jóvenes del mundo rural son las mejor formadas de la historia, sin embargo, esta mayor formación no les abre más puertas a nivel profesional en sus lugares de origen por lo que tienen que emigrar a las ciudades para buscar un puesto de trabajo. Son las protagonistas del éxodo que está llevando a nuestros pueblos a seguir perdiendo población.

 

-      Las mujeres del medio rural siguen teniendo graves dificultades para acceder a los servicios sanitarios que necesitan como es el caso de las consultas de especialistas: pediatras, ginecólogos, etc… teniéndose que desplazar para disponer de estas consultas.

 

-                                              Las mujeres juegan un papel fundamental en la sociedad rural, sin embargo ese papel no se corresponde con la representación que tienen en los órganos donde se toman las decisiones, Las mujeres están infrarrepresentadas en la toma de decisión.

 

 Por tanto, desde AFAMMER pedimos:

 

 

o        Acabar con la feminización de la pobreza.

 

o        Potenciar la formación y el empleo de las mujeres, que les permita tener más oportunidades y quedarse en sus pueblos.

 

o        Dotar a los pueblos de las infraestructuras y servicios necesarios para adaptarse a las necesidades actuales.

 

o        Acercar la atención sanitaria y, sobre todo, las especialidades médicas a los pueblos más pequeños.

 

o        Facilitar la conciliación de la vida laboral, familiar y personal.

 

o        Luchar contra la violencia de género, sobre todo, en el medio rural.

 

o        Fomentar la participación de las mujeres en los órganos de toma de decisiones.